Entradas

Fomentan alianzas público-privadas para el desarrollo de una agricultura productiva, sustentable e incluyente



Redacción / Enlazadot



México cuenta con las herramientas científicas y tecnológicas para desarrollar una agricultura regenerativa y sustentable. En esa dirección, las alianzas público-privadas juegan un papel determinante para acercar la innovación y las mejores prácticas agrícolas a los productores, con el objetivo de garantizar la seguridad alimentaria en el país.

Al participar en el foro virtual “Transformación Agroalimentaria: el nuevo camino del campo mexicano”, organizado por El Financiero Bloomberg, investigadores, agroindustriales y autoridades subrayaron que la práctica de una agricultura responsable y la conjunción de trabajos es parte de la solución para atender los efectos del cambio climático.

El secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, afirmó que con la convergencia de acciones entre todos los actores del sector se logrará optimizar los sistemas productivos.


Se trata, agregó, de atender con el esfuerzo de todos, de manera responsable, el reto de llevar alimentos a toda la población.

En 2020, resaltó, el campo no se detuvo y fue un sector con crecimiento, e incluso logró una producción de alrededor de 290 millones de toneladas de alimentos, además del aumento en las exportaciones agroalimentarias.

Aseguró que el país cuenta con la tecnología suficiente para impulsar una agricultura productiva y sustentable, que permite tener un aprovechamiento responsable de los suelos y el agua, y contar con variedades de semillas más resistentes a los efectos del cambio climático y que sean rentables para los productores.

El uso de la ciencia y la innovación a favor de la agricultura son esenciales para enfrentar los retos y desafíos en el campo mexicano, anotó Villalobos Arámbula.

Expresó que se cuenta con un proyecto nacional para avanzar en la autosuficiencia alimentaria, toda vez que la disponibilidad de alimentos contribuye a la estabilidad social, donde los agricultores tienen un papel preponderante.

El compromiso del Gobierno de México, apuntó, es crear las condiciones para impulsar una agricultura que incida en mejorar la calidad de vida de la población en el campo y que reduzca la migración y la pobreza.

El titular de Agricultura indicó que el 60 por ciento del presupuesto de la Secretaría lo ejercen los programas prioritarios, en beneficio de tres millones de productores de pequeña escala que tienen acceso, de manera oportuna, a insumos y equipo agrícola tras la entrega directa de apoyos.

El director global de Desarrollo Estratégico del Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT), Bram Govaerts, indicó que hay un gran potencial en México en el tema de la agricultura de conservación, sobre todo porque se cuenta con una red de 500 mil productores en el sur sureste para replicar proyectos productivos con agroempresas.

Destacó que el país se ha convertido en un punto de referencia para otras naciones que están tomando metodologías como MasAgro y Cultivos para México, y asume su responsabilidad de ser la nación en donde se desarrolló un modelo de producción de granos básicos, a partir del cual diversos países replicaron para tener alimentos de forma sustentable.

Para el CIMMYT es un orgullo trabajar con Agricultura, con el Consejo Nacional Agropecuario y con otras organizaciones para, juntos, implementar iniciativas como Cultivos para México y MasAgro, con el fin de potenciar los programas estratégicos del país y agregar los elementos sistémicos necesarios para integrar la cadena de valor, externó.

El representante del CNA y directivo de Grupo Minsa, José Cacho, aseguró que la oportunidad está en manos de todos. Es un asunto de la actividad pública y privada mediante el desarrollo de programas y la alineación de objetivos, como el de Maíz para México, que ha logrado cubrir el ciento por ciento de la demanda para tortilla.

Subrayó que el camino es en dirección hacia la sustentabilidad, con el uso de la tecnología para incidir en los aspectos ambientales y productivos que mejoren el nivel de vida de los agricultores y sus familias. Para ello, acotó, vamos de la mano en varios proyectos con la Secretaría de Agricultura.

El agroempresario Javier González Franco mencionó que existen en el país las herramientas para promover una agricultura regenerativa, con mejores rendimientos.

Se cuenta con un trabajo de más de 15 años desarrollado por organismos públicos, como el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP), y con el acompañamiento a productores de pequeña escala de Hidalgo, Jalisco y el norte del país, en lo relacionado con agricultura sustentable para cultivos de maíz y trigo.

Promueven México y Países Bajos innovación y tecnología en sector hortícola y floricultura

  • En videoconferencia, el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, y el embajador de los Países Bajos en México, Wilfred Mohr, sostuvieron un encuentro virtual de seguimiento a la estrategia global en la transición hacia una agricultura sostenible, con énfasis en agrologística, cadenas hortícolas y floricultura

Redacción / Enlazadot




Ciudad de México.- El secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, y el embajador de los Países Bajos en México, Wilfred Mohr, sostuvieron una reunión virtual en seguimiento a la estrategia global para la transición hacia una agricultura sostenible, en especial en rubros relativos a agrologística, cadenas hortícolas y floricultura.

En el encuentro, además revisaron temas de comercio agroalimentario entre ambos países, y se destacó la colaboración para el desarrollo de proyectos en agricultura sustentable, sistemas de manejo de agua, protección de variedades vegetales, cadenas de exportación, investigación e innovación tecnológica.

Además, la reunión fue marco para comentar la presentación del libro “Plant Empowerment” (Experiencias del clúster de empresas neerlandesas “Horticonnect” en el sector hortícola mexicano), del que el secretario recibió un ejemplar, y en el que se plasma la colaboración entre especialistas de los dos países.

En puerta, acuerdo para fortalecer la cooperación técnica en temas de interés mutuo

Con antecedentes de colaboración en estudios técnicos para la factibilidad de instalar agroparques en el sureste mexicano, durante la reunión se informó sobre la preparación de un acuerdo orientado a la instalación de un Comité Conjunto de Agricultura México-Países Bajos, tendiente a fortalecer la cooperación técnica en temas de interés mutuo.

El titular de Agricultura, Víctor Villalobos Arámbula, precisó que con el uso avanzado de técnicas agrícolas se podría utilizar como fertilizante el sargazo que se extrae principalmente de las costas de la península de Yucatán, lo que posibilitaría que otros productos del mar representen una fuente alterna de ingresos y puedan ser utilizados en el sector agrícola.

Otro ejemplo, refirió, es el uso y recolección del agua de lluvia, práctica que ya se lleva a cabo con diferentes técnicas en el norte de México.

De ahí que este tipo de reuniones sean relevantes, toda vez que se presentan enfoques, experiencias e innovaciones que son útiles para las comunidades en condiciones de pobreza y pobreza extrema, y cuya realización les representa un potencial de desarrollo, subrayó Villalobos Arámbula.

Resaltó los estándares de sanidad e inocuidad de México en la elaboración de productos agropecuarios, las técnicas y aplicación de tecnologías de vanguardia en los sistemas de producción y los beneficios directos que reciben los productores que más lo necesitan para llevar a cabo sus labores.

Los resultados de la contribución técnica entre ambas naciones permiten beneficios en diversas entidades del país, como en Querétaro y San Luis Potosí y estados del sureste, donde se requieren aplicaciones y conocimientos acordes con los climas, apuntó.

Subrayó que el libro «Plant Empowerment» es una herramienta relevante al contar con el estudio de técnicas agrícolas que son de gran interés para muchos sectores; es un documento, acotó, que permite complementar las relaciones en las que trabajamos en conjunto y que favorecen la producción en los productores agrícolas que se encuentran principalmente en el Bajío.

Tras reconocer que la agricultura mexicana posee un alto nivel de calidad en la producción de una amplia variedad de productos agrícolas, el embajador Wilfred Mohr refirió algunos puntos concernientes a los temas de agricultura para la próxima agenda de trabajo, a través de la cooperación para el desarrollo de las técnicas de los cultivos agroalimentarios.

Estamos seguros de que esta labor nos llena de satisfacción, ya que conlleva el bienestar y una mejor calidad de vida para quienes logren recibir estas formas de implementos agrícolas, y compartir nuestra experiencia con otros países –haciendo una agricultura sustentable y fomentando una economía circular—, ahora especialmente con México, expresó.

Los principales productos mexicanos exportados a Países Bajos son aguacate, jugo de naranja congelado y fresco, limón sin semilla, cerveza, mezclas de fruta, follajes, berries, fructuosa y jugos de fruta.

Las importaciones agroalimentarias y pesqueras, a su vez, incluyen queso duro, preparado de malta, bulbos de lilies, semilla de pepino, cacao en polvo, fécula de papa, semilla de chiles dulces, preparación de alimenticias diversas, semillas de tomate y papas.