Entradas

Tec creará laboratorio de innovación social para combatir cambio climático

A través de un proyecto de 3 años generará en Campus Guadalajara un espacio de aprendizaje vivencial sobre el tema, que se traducirá posteriormente en el Climate Lab de Innovación Social

Redacción / Enlazadot

El Tecnológico de Monterrey, Campus Guadalajara, creará un Climate Lab de Innovación Social (un espacio de aprendizaje vivencial) para generar estrategias y buenas prácticas enfocadas en combatir el cambio climático, como parte de un proyecto en el que participa con 14 universidades latinoamericanas y europeas.

El nombre oficial del proyecto es: Fortalecimiento de capacidades de investigación aplicada e innovación a través de laboratorios de co-creación para mitigar y adaptarse al cambio climático. El objetivo a lo largo de 3 años será impulsar nuevos estrategias en las universidades asociadas a la red, por medio del diseño e implementación de laboratorios piloto.

Dicha aplicación es en particular en temas relacionados al ámbito ambiental, y que además integran aspectos de desarrollo social o comunitario. El proyecto generará “laboratorios sociales”, interdisciplinarios y colaborativos, que institucionalicen la investigación aplicada e innovación para el cambio climático.

En Campus Guadalajara se generará la insfraestructura física y virtual del laboratorio social y a la vez se desarrollarán estrategias de sustentabilidad para escalar el proyecto. Integrará investigación experimental relacionada con manejo y tratamiento de residuos orgánicos en el campus, para así innovar en procesos de compostaje.

Posterior al espacio piloto para el compostaje se buscará a través de colaboración impactar a nivel industrial y generar productos con características sostenibles. La iniciativa inició en marzo 2020 y plantean aterrizarla en el primer año, integrar el equipo y generar una estrategia de posicionamiento en materia de cambio climático en campus.

Después del primer año, Climate Labs de Innovación Social implementará el piloto y se vinculará a organismos externos al Tec y establecerá sinergia con la Universidad de Guadalajara (UdeG) y sus labores simultáneas. Así, las acciones ya no serán sólo al interior del campus, sino en complemento con UdeG y se buscará la colaboración con la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (SEMADET).

A través de dichas colaboraciones la intención es escalar la iniciativa y sus buenas prácticas a nivel ciudad: llevar al sector educativo local las innovaciones presentadas. Sebastian Gradilla, profesor del Tec y uno de los líderes del proyecto, comentó que “la SEMADET está interesada en hacer sinergia con las dos Universidades involucradas para incidir en la gestión de residuos en los centros universitarios mencionados, pero incluso llevarlo a nivel ciudad a través de los mecanismos de innovación social… Queremos favorecer actividades educativas y que se involucre el campus, para que este espacio vivencial se convierta en un espacio de transformación social”.

Fases y participantes

A lo largo de 3 años, cada universidad de las 14 participantes implementará un proyecto piloto, un laboratorio de innovación social de tema ambiental (Climate Lab). Estas son entonces las fases que plantea el proyecto en el Tec Guadalajara:

1.- Planeación y gestión conceptual del proyecto al interior del campus (primer año),

2.- Implementación de planta de compostaje para residuos orgánicos: composta, invernadero o huerto urbano (aprendizaje a nivel de innovación social; segundo año) y

3.- Transferencia de buenas prácticas (de ambos casos, UdeG y Tec Guadalajara) en colaboración con SEMADET, para replicar modelos en otras instituciones educativas y llevar así el modelo a la ciudad (tercer año).

Sus metas específicas son: Identificar y relacionar los desafíos sociales y ecológicos relacionados con el cambio climático y las capacidades internas de las Universidades. De Europa, participan Universidades de España, Francia e Italia. Y de Latinoamérica, instituciones de México, Brasil y Colombia, además de Ashoka, socio experto en emprendimiento social.

Países y Universidades participantes:

· Universidad de Caldas (UCaldas), Colombia,

· Universidad del Quindío (UQ), Colombia,

· Universidad de Manizales (UM), Colombia,

· Universidad Tecnológica de Pereira (UTP), Colombia,

· Pontifícia Universidade Católica do Rio Grande do Sul (PUCRS), Brasil,

· Pontifícia Universidade Católica Do Paraná (PUCPR), Brasil,

· Ashoka Emprendedores Sociales A.C. (Ashoka),

· Universidad de Guadalajara (UdeG), México,

· Tec de Monterrey, campus Guadalajara, México,

· Universitat Politècnica de València (UPV), España,

· Universita´ Degli Studi Di Genova (UNIGE), Italia,

· Université de Lorraine (ERPI), Francia,

· Corporación Universitaria Minuto de Dios (UNIMINUTO), Colombia.

Innovación Social para la ecología

“Tec y UdeG desarrollarán la mejora en gestión de residuos y generarán sinergias entre los estudiantes, un aprendizaje vivencial, al modificar la cultura y los hábitos y que pueda llevarse a la SEMADET para generar esquemas con otras instituciones; ser motores de cambio y buenas prácticas para la gestión de plásticos”, dijo Gradilla.

La invitación para el Tec Guadalajara es gracias a que dicho espacio es considerado un Changemaker Campus de la red internacional de emprendimiento social Ashoka. Violeta Sandoval, otra de las líderes Tec del proyecto, mencionó que “la idea es que Climate Labs genere un impacto en la localidad y la región; es una iniciativa expansiva. Por eso además del Tec Guadalajara participa la UdeG. Cada universidad realiza actualmente un diagnóstico para aportar a la iniciativa y establecer alianzas”.

Precisó que la intención es crear un grupo base de alumnos con representación de todas las carreras, multidisciplinario, vinculado a la Central de Cambio del campus. Por su parte, Carolina Senés, académica del Tec y coordinadora del proyecto, indicó que además de lo local, hay entregables internacionales en conjunto con la red de Climate Labs.

“Hacíamos innovación social desde las áreas co-curriculares. Con este modelo se busca impulsar la investigación con la innovación social para la transformación”, finalizó Sandoval.

El última instancia, deberán construir áreas robustas y vinculadas de innovación e investigación aplicada al interior de las universidades participantes. En 2021 la red se reunirá en Lorraine, Francia, para compartir avances y experiencias. En 2022 la expectativa es que la presentación de resultados sea en Guadalajara (Tec y UdeG).

Las áreas involucradas del campus son:

· Emprendimiento Social Innovador,

· Escuela de Ingeniería y Ciencias (EIC), a través del departamento de Bioingeniería,

· Instituto de Emprendimiento Eugenio Garza Lagüera (IEEGL).

TecSalud colabora con el Grupo Aeroportuario del Pacífico

Las medidas en los Aeropuertos GAP siguen protocolos integrados por TecSalud con las mejores prácticas internacionales para mitigar el riesgo de contagio por el coronavirus SARS-COV-2 (COVID-19).

Redacción / Enlazadot

En una declaración conjunta, el Grupo Aeroportuario del Pacífico (GAP) y TecSalud, el sistema de salud del Tecnológico de Monterrey, anunciaron que se han revisado e integrado los protocolos establecidos en la totalidad de los aeropuertos que administra GAP en México cumpliendo con las mejores prácticas internacionales para mitigar el riesgo de propagación de COVID-19.

En una primera etapa, se llevó a cabo la colaboración para la revisión de procesos en los doce aeropuertos del Grupo que comenzó en el mes de julio y ya ha finalizado, mostrando como resultado una revisión de las acciones emprendidas por la compañía aeroportuaria privada más grande de México, tras analizar las condiciones, procesos e infraestructuras de los aeropuertos, así como las medidas que se implementaron inmediatamente después de que la enfermedad fuera declarada pandemia por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La segunda etapa consistirá en la visita de representantes del TecSalud a cada una de las instalaciones para observar la implementación de los protocolos y dar la capacitación correspondiente a los colaboradores del GAP en las medidas de seguridad para pasajeros y colaboradores de los aeropuertos.

GAP ha manifestado implementar con un “especial cuidado” los protocolos y documentos respetando las regulaciones de la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC), las recomendaciones del sello internacional Safe Travels, obtenida en la totalidad de su aeropuertos y expedida por el World Travel & Tourism Council (WTTC) y a los estándares de la certificación Airport Health Accreditation Programme (AHA) de la Airports Council International (ACI), misma en la que GAP fue el primer grupo aeroportuario en el mundo en obtenerla para la totalidad de sus aeropuertos.

Raúl Revuelta Musalem, director general del Grupo Aeroportuario del Pacífico explicó: “Para GAP es de suma importancia que las medidas sean eficaces contra la propagación del virus y que sean amigables con los procesos operativos del aeropuerto. Queremos que los pasajeros sepan de nuestro compromiso con su seguridad y comodidad, por eso trabajamos coordinadamente con TecSalud, entidad médica reconocida a nivel Nacional”.

Algunas de las medidas que abarca el Protocolo sanitario son: Procesos de equipo de protección personal, medidas de higiene, señalización adecuada, barreras físicas, métodos de ingreso al edificio terminal, distanciamiento físico en locales comerciales y transportes, capacitación al personal y comunicación con pasajeros.

Con este trabajo compartido, GAP consigue que todas sus medidas estén revisadas por una entidad de salud que encauza esfuerzos y acciones para mitigar el contagio de Coronavirus.

Grupo Aeroportuario del Pacifico, S.A.B. de C.V. (GAP) es una empresa mexicana que desarrolla su actividad en el sector aeroportuario. GAP opera 12 aeropuertos internacionales en México y dos en Jamaica, con servicio a más de 330 destinos, a través de 35 aerolíneas. Sus acciones se cotizan en las bolsas de valores de México y Nueva York.

En 2019, GAP prestó servicio a 48.7 millones de pasajeros, 8.4% más que en 2018. Los aeropuertos que administra el Grupo Aeroportuario del Pacífico se encuentran en:

• Guadalajara y Tijuana, sirviendo a las principales áreas metropolitanas.

• Mexicali, Hermosillo, Los Mochis, Aguascalientes, Guanajuato y Morelia, sirviendo a ciudades medianas en desarrollo.

• La Paz, Los Cabos, Puerto Vallarta, Manzanillo y Montego Bay, sirviendo algunos de los destinos turísticos más importantes en el país y el Caribe.

• El 10 de octubre de 2018, GAP firmó el contrato de concesión con el Gobierno de Jamaica para operar, modernizar y expandir el Aeropuerto Internacional de Norman Manley (“KIN”) en la ciudad de Kingston.

Los aeropuertos que administra GAP en México son propiedad del gobierno mexicano, asignados en concesión de 50 años a partir de 1998, como parte de una iniciativa nacional para privatizar y mejorar la calidad y seguridad de los servicios aeroportuarios del país.

En Jamaica, el aeropuerto de Montego Bay es propiedad del gobierno y la concesión otorgada para operarlo, es por un periodo de 30 años, la cual concluirá en abril de 2033; el aeropuerto de Kingston fue otorgado en concesión por 25 años, GAP tomó control de la operación y administración de éste en octubre de 2019.

El Grupo Aeroportuario del Pacífico cree en el valor de cada individuo y busca detonar su potencial por medio de la educación. Mexicanos mejor preparados elevarán su calidad de vida y contribuirán al desarrollo del país. GAP, en línea con su modelo de negocio y a través de su Fundación, se compromete a ser un factor de cambio. Trabajamos en dos pilares estratégicos: trabajo con la comunidad, a través de Colegios GAP y Capacitación de la comunidad aeroportuaria, con Centros Comunitarios de Formación.

Ganan Reto MIT de Covid-19 al crear app que puede rastrear recuperados

Redacción / Enlazadot

Seguir el estado inmunitario de restablecidos por COVID-19 le brindó a mexicanos el 1er lugar en una de las categorías del MIT COVID-19 Challenge, en su versión para latinoamérica, al crear un sistema web que inicia con un protocolo de inmunidad que se activa cuando el paciente es dado de alta de cuidados hospitalarios y que podría contribuir a la toma de decisiones por parte del sistema de salud.

Dara Rubio, Juan Manuel Ahumada y Carlos Alberto Rodríguez, son los 3 egresados del Tec de Monterrey que formaron parte del equipo ganador de este hackathon del el Massachusetts Institute of Technology (MIT). Participaron junto a otros 2 mexicanos y una colegia india, con el objetivo de que su app recabe información útil sobre la pandemia.

Su desarrollo tecnológico ayuda a contactar a los pacientes recuperados para establecer una posterior toma de muestras para pruebas de inmunidad y la entrega de resultados. Se trató de un reto lanzado por el MIT para generar soluciones con impacto relevante a corto plazo -de 3 a 6 meses- para brindar soluciones a la crisis en Latinoamérica por la pandemia.

Su idea obtuvo el primer lugar en la categoría: Supporting the Health System, subcategoría: Identifying the COVID-19 Immune (Track A). El reto consistía en “desarrollar métodos nuevos y confiables para identificar, evaluar y rastrear a los pacientes con COVID-19 y así prevenir la propagación del virus… (Además) identificar el estado de inmunidad que permita a las personas regresar de manera segura a la fuerza laboral”, señaló la página oficial del certamen.

Dichas características aplican para la categoría en la que ganaron los mexicanos. Los 190 participantes de este track contaban con 48 horas para presentar sus proyectos.

Luego de los resultados de inmunidad un médico confirmaría el diagnóstico y le informaría a la persona su riesgo de reinfección. El protocolo, además de realizar pruebas de PCR-TR y serología estandarizadas para diagnosticar COVID-19, propone determinar la respuesta inmune mediante la citometría de flujo.

Basado en su potencial de inmunidad la persona en cuestión podría retornar a sus actividades y los resultados estarían visibles en esta plataforma tras la confirmación del doctor, lo que finalmente brindaría información a las autoridades correspondientes en la región o el país del que se trate para tomar decisiones.

De acuerdo a Dara Rubio, el proyecto beneficiaría porque “en un contexto sin vacuna, esta puede ser la principal medida para determinar inmunidad en la población… Y en un contexto con vacuna permite la elaboración de un triaje para seleccionar quién debe recibirla primero, basado en la presencia o ausencia de inmunidad natural”.

El equipo completo está conformado por:

Dara Rubio: Licenciada en Diseño Industrial por el Tec, campus Guadalajara,

Juan Manuel Ahumada: Ingeniero en Sistemas Electrónicos y Maestro en Administración de Tecnologías de Información por el Tec, campus Monterrey,

Carlos Alberto Rodríguez: estudiante de Médico Cirujano en la UNAM y egresado de PrepaTec Ciudad de México,

Ariadna Gutiérrez: estudiante de Ingeniería en Mecatrónica en la Universidad Panamericana, campus Aguascalientes,

Humberto Alejandro Miranda: Licenciado en Matemáticas Aplicadas y Computación por la UNAM y

Tanya Gupta: Ingeniera Mecánica del Instituto Indio de Bombay.

El éxito en este proyecto se debe al “interés en los mismos objetivos entre los integrantes del equipo y el ‘expertise’ de cada individuo… La suma de esos factores nos permitió integrarnos como equipo y desarrollar la idea del proyecto”, resaltó Dara.

Como parte del premio, el MIT brindó apoyo económico, asesoría de expertos y vínculos para recibir recursos tecnológicos por parte de Amazon Web Services. Actualmente, buscan concluir la primera fase del prototipo en el Instituto de Oftalmología Conde de la Valenciana, en Ciudad de México, encargado de revisar el protocolo clínico para los pacientes recuperados.

“Al mismo tiempo estamos desarrollando la plataforma adecuada para el protocolo propuesto y tener la capacidad de que el proyecto pueda ser escalado a distintas instituciones”, señaló la integrante. El equipo espera lograr en los próximos meses la implementación del proyecto en México y posteriormente en Latinoamérica.

RETA EL MIT AL COVID-19

COVID-19 Challenge es una serie de hackatones virtuales -equipos multidisciplinarios que desarrollan soluciones innovadoras- para abordar la crisis de COVID-19. Fue parte de las iniciativas del MIT, universidad #1 según el QS World University Rankings 2020, que para este certamen reunió a más de 1,500 participantes de universidades del mundo.

Fue un reto de 48 horas -del 19 de al 21 de junio- en el cual aplicaron cerca de 4,000 aspirantes y fueron seleccionados 1,500. Dentro de las 4 categorías existentes otros 2 equipos tuvieron participación de alumnos del Tec:

“Revisión del uso de fondos para la activación económica” y

“Apoyando a nuestros sistemas de salud”.